- viernes, 20 de marzo de 2009 ]
[ 1 comentarios ]




Personalmente nunca me gusto ver películas de libros que había leído con anterioridad. Nunca coincidio como me imagine la casa de los buendía o los cuentos de Cortazar.

Jeffrey M. Zacks coautor del estudio, me da la razón al asegurar que cuando leemos una historia y la entendemos bien, creamos una simulación mental de los eventos descritos por ella.
Esto respaldado por un estudio de resonancias magnéticas funcionales mientras las personas leen y procesan palabras individuales o historias cortas.

Nicole Speer, autora principal de este estudio, nos comenta:

...los resultados demuestran que la lectura no es para nada un ejercicio pasivo. En vez de eso, cuando leemos simulamos mentalmente cada nueva situación encontrada en el texto narrativo. Los detalles sobre las acciones y las sensaciones las capturamos del texto y las integramos con nuestro conocimiento personal de experiencias propias del pasado. Estos datos son entonces utilizados para poner en marcha simulaciones mentales que usan regiones del cerebro que esencialmente son las mismas que intervienen cuando efectuamos u observamos actividades reales similares.


Fuente: amazings.com

1 comentarios

deymicos dijo... @ 20 de marzo de 2009, 17:00

Esta es la cita original en ingles

Readers build vivid mental simulations of narrative situations, brain scans suggest

http://news-info.wustl.edu/tips/page/normal/13325.html

Saludos

Alvaro

Publicar un comentario

Amigo de Psicomaxis ,
Comenta este Artículo.